¡Bienvenidos a un nuevo post! Hoy hablaremos de la primera comida que se suele hacer al día; el desayuno. En esta nueva entrada descubriremos cómo debería ser un desayuno nutricionalmente completo, pero sobretodo, saludable.

Antes de comenzar, debemos aclarar algunas cosas importantes para evitar falsos mitos o controversias acerca de este tema:

  • Es la comida más importante del día. Es una comida más del día y su importancia no reside en que sea la primera, si no en que debería ser igual de saludable que todas las demás que realizas durante tu rutina diaria.
  • Puedes comer lo que quieras sin pensar en las consecuencias nutricionales. Actualmente, se cree que como tienes todo el día para “quemar” esas calorías de más no pasa nada. Pero sí que pasa, tu organismo no se desarrollará igual ni funcionará de la misma manera cuando lo único que aportas son alimentos insanos.
  • Si no haces el desayuno vas a caer enfermo. Dato: Los niños españoles desayunan mal porque sus desayunos se han industrializado: “Cacao con azúcar, leches de crecimiento, crema de cacao, bollería, zumos comerciales o cereales azucarados, lo convierten en un desayuno pésimo” (Silvia Romero, D-N). “Los niños marchan al colegio habiendo ingresado a partir del desayuno más de la mitad del azúcar máximo que en ningún caso sería recomendable superar en un día” (Juan Revenga, D-N). Por lo tanto, no solo pasa con los niños, también los adultos cometen estos mismos errores. Si desayunas de esta manera, probablemente tu cuerpo en algún momento se resienta y puedes caer enfermo en alguna patología relacionada con una mala alimentación. Por lo tanto, la enfermedad no está en desayunar o no, está en hacerlo de manera sana y responsable con tu organismo.

 

Por todo ello, desayunar es importante, siempre y cuando, lo hagas de manera saludable y por supuesto si tu cuerpo lo pide.

Como nutricionista recomiendo cualquier desayuno que siempre esté a tu gusto y lleno de alimentos saludables. Por poner un ejemplo (y además muy típico); yogur natural entero (obtendremos proteínas y grasas de buena calidad), copos de avena (hidratos de carbono complejos), frutos secos (hidratos de carbono, grasas y proteínas) y fruta (a tu gusto; toda es beneficiosa para tu organismo).

 

A continuación, te ofrecemos una receta deliciosa de utilizando los productos de la cabaña verde y una buena cantidad de frutas.

 

SMOOTHIE VERDE DE MANGO

Para hacerlo solo necesitas meter en una buena procesadora/batidora/ thermomix, los siguientes ingredientes:

-1 plátano congelado.

-1/2 mango congelado.

– 1 buen puñado de espinacas frescas.

– ¼ de vaso de agua.

– 4 hojas de hierbabuena.

– 1 limón pelado.

Una vez batido todo, vertemos el smoothie en un bowl. Añadimos 3 cucharadas de tu granola favorita, y desayuno listo!

 

Ahora si, a disfrutar nutriéndose!

Verónica Dorta

DIETISTA Y NUTRICIONISTA